EXCLUSIVA: Primer permiso penitenciario de Maite Zaldívar después de 378 días en Alhaurín de la Torre.

331
maite-carcel-zaldivar
Maite Zaldívar a la salida de Alhaurín de la Torre. Ya montada en el coche con el ramo de flores que le ha regalado Fernando.

Exclusiva en Hola Rosa

El 27 de octubre del 2014 entraba cabizbaja y el 13 de noviembre sale engrandecida y rebosante de energía. 

Después de varios recursos denegados, finalmente Maite Zaldívar lleva ya cumplido un cuarto de su condena. Está clasificada, según el auto judicial, con un segundo grado de tratamiento penitenciario y consideran que tiene una muy buena conducta, que se adapta plenamente a las reglas de la prisión. Además, ha reconocido los delitos cometidos y se ha arrepentido por ellos. Lo más importante es que el juez considera que la probabilidad de reincidir en los mismos delitos es “improbable”.

Francisco Miranda, su abogado, está pletórico y cree que en breve Maite podrá tener su Tercer Grado y un segundo permiso que llegará para celebrar las fiestas navideñas con su familia.

5645c17329d9c.r_1447412098337.0-331-1333-1999
Maite Zaldívar con sus hijas en ese momento tan esperado

Maite Zaldívar creó sociedades, movió dinero negro y reconoció que, tras separarse de Julián Muñoz, intentó poner a salvo el dinero que quedó en casa. También su hermano, Jesús Zaldívar, que se enucentra ingresado en el Módulo de Hombres de Alhaurín de la Torre fue cómplice y quiso ayudarla a esconder ese dinero, por lo que también está condenado.

Hoy hemos visto que Maite ha recibido con una blusa de leopardo, regalo de su hija Eloísa,      vestida con una cazadora caqui, el pelo rubio sin una sola mecha y largo. Con gafas de sol abrió sus brazos y dio un enorme beso a su novio y un gran abrazo a sus hijas, que necesitaba recargarse con su energía. Al salir, justo en la verja, Maite Zaldívar hace el gesto de santiguarse. Nos paramos en este punto porque queremos recordar la gran diferencia, porque las hijas en ningún momento se han querido separar de su madre y todos los domingos han ido a visitarla y cuando les ha tocado el Vis a Vis, también lo han hecho, cosa en el caso de Isabel Pantoja no ha ocurrido.

Su novio, Fernando Marcos, se encontraba a las 9 de la mañana comunicándome la salida de Maite. Francamente estaba muy nervioso e ilusionado. Informar que desde que Maite entró en prisión, Fernando vive en un apartamento independiente, ya que sus hijas tienen como residencia oficial la Urbanización Las Petunias, casa familiar en San Pedro de Alcántara, pues Maite dice que es completamente insolvente y la casa a vivir sus hijas no se la pueden embargar.

Hemos podido tener una pequeña conversación con la protagonista y, sobre todo, ha querido primero preguntar por cómo me encontraba yo, personalmente, y en segundo lugar decía que quiere salir a la calle y que no se va a quedar en su casa. “Celebraré una misa en nombre de mi madre”, dice Maite, que falleció el 3 de marzo (Josefina García) y fue incinerada por una grave enfermedad que llevaba arrastrando desde hace doce años.

Lo que Maite pretende estos días es “reunir hoy a toda la familia, nietos, hijos, cuñados”. Sus hijas le han preparado una tarta y le han comprado pato laqueado, una comida que ella deseaba con todas sus ganas. Tendrá una sorpresa, pues Fernando ha comprado una tarta y a la salida de Alhaurín le entregó un ramo de flores.

5645c205102c4.r_1447412238930.0-73-800-485
Maite se ha mostrado muy contenta y educada con los medios

Le hemos preguntado por su situación anímica y ella se siente más fuerte que nunca, porque quiere intentar ayudar a Julián Muñoz, su expareja, para que consiga ese Tercer Grado que tanto necesita. “Sinceramente, sé quién es la gente que me quiere, pero estoy muy preocupada por el estado de salud de mi exmarido”, nos cuenta Maite.

Por otro lado, Maite, en el trayecto a su casa a la altura de Mijas Costa, volcó un camión en la carretera, lo que retrasó la llegada esperada a su domicilio.

En el taller en el que ella está, ha hecho unas pulseras artesanas para sus hijas y toda su familia, porque aunque ella sabe que todos los días es recordada, quieren que ellos lleven puesto lo mismo que ella.

No se va a esconder, mañana saldrá a la sala Ojo, un lugar de ambiente gay, cuyo propietario es el íntimo amigo de Maite. Paserá por las calles de Marbella, por el casco antiguo y comerá en La Pesquera de Marbella y visitará a una amiga que tiene enferma en el Hospital de la ciudad.

A Zaldívar se le puede señalar con el dedo por muchas cosas y de muchas maneras, pero es una mujer que nunca se rinde, es una luchadora nata. Sabe que ha cometido un delito y sabe que tiene la culpa. Jamás ha puesto en duda lo que le ha presentado la Policía y nunca se ha negado a hablar con la Fiscalía, algo que no se puede decir de Isabel Pantoja.

maite-3--320x320Su comportamiento está siendo excelente. Recordad que Maite ha pasado momentos muy difíciles en está prisión. Desde una bajada de peso muy pronunciada durante los primeros meses. Le costó mucho adaptarse y ha visitado con mucha frecuencia el departamento de psiquiatría, aunque haya intentado medicarse lo menos posible. Sin embargo, como dicen su novio y sus hijas, Maite ha asumido que le queda mucho tiempo, y ese tiempo lo está dedicando a trabajar y tener su mente ocupada, sin preocuparse por Isabel Pantoja. Tampoco ha querido perder el tiempo en hacer comunicados de prensa ni que su abigado estuviese semana tras semana haciendo una lbaor informativa sobre su estado de ánimo, tal y como ha hecho la propia Isabel. La gran diferencia es que sus hijas solo han entrado en un programa de Tv, y en el caso de Isabel Pantoja, se puede ver la diferencia, con Kiko Rivera, Chabelita, Anabel Pantoja (tanto en la TV como en las redes sociales). Su Defensa siempre le ha dicho que desde el primer momento que entrara en prisión, que se alejara de escándalos y evitar ser un “preso mediático”, para no dar dolores de cabeza ni que la tratran de un modo distinto al resto de reclusas, algo que la Junta de Tratamiento ha tenido muy en cuenta.

Los próximos días quiere ir de compras, aunque sea, como dice su hija, “a los chinos”, pero quiere ver caras nuevas y no las que lleva viendo durante un año. Quiere saludar al Cristo del Amor (en la Plaza de los Naranjos), ya que ella es devota y pertenece a su hermandad. También irá mañana a recoger las cenizas de su madre, que las tiene un miembro de su familia en su casa, pues ella ha pedido permiso para poder traerlas en un recipiente.

A la llegada a la Urbanización de Las Petunias ha recibido a la prensa sonriente, y en ningún momento ha habido ningún insulto por ninguna de las partes (como en el caso de Isabel). Se ha dirigido a los medios de comunicación dando las gracias y ha reconocido a un compañero que ha abrazado entre todo el grupo de cámaras y micrófonos que abarrotaban la puerta de su casa.

La nueva vida de Fernando Marcos desde que Maite entró en prisión

images
Maite y Fernando

Lo que no sabemos es si Fernando, a partir de hoy y durante estos seis días, estará con Maite, aunque suponemos que así será.

Se han dicho muchas cosas de Fernando Marcos, desde considerarle complice en los asuntos que se traían Maite y Julián. Tmabién se ha llegado a especular en relación a su orientación sexual, poniendo en duda su relación con Maite, y elt iempo ha ido poniendo las cosas en su sitio. Él ha permanecido siempre al lado de Maite y su vida ha tenido que cambiar en este año, puesto que, como comentábamos anteriormente, las hijas de Maite viven en Las Petunias y él se ha tenido que coger un apartamento por el que paga 480€.

Él siempre me ha dicho que ha tenido momentos complicados, muchas dudas, pero él ha ocurrido a los Vis a Vis sin que la prensa lo supiésemos y él está en estos momentos haciendo un trabajo autónomo como Personal Trainer y lleva a los gimnasios un chaleco que se ha puesto muy de moda entre las celebrities, el Eletrofitness, un negocio de moda apto para todos los públicos. El entrenamiento con estimulación eléctrica ha cambiado el mundo de la preparación física y promete poner en forma con solo una sesión de 25 minutos a la semana y los clientes se multiplican cada vez más donde él incluye en su oferta de servicios un masaje para relajar tras la estimulación muscular.

Es a esto a lo que se dedica Fernando, y no a otras cosas, como han apuntado otros medios. Ello le da para vivir y llevar una vida sensible. Paga religiosamente sus cuotas como todos los autónomos y quiere tener a Maite entre sus brazos durante estos seis días que, como él dice: “Se me van a hacer muy cortos”.

No hay comentarios

Dejar respuesta